Tarta Guinness




Deliciosa tarta. Llevaba mucho tiempo intentando hacer esta tarta, pero no me salia ninguna ocasión. Aprovechando que celebrábamos el cumpleaños de Samuel con toda la familia, me puse manos a la obra y aquí esta mi Tarta Guinness.
Hay montones de recetas en internet. Todas son iguales. Receta única.
La primera vez que la vi fue a Anna "mis comienzos en la blog cocina". Ahí fue cuando tuve el antojo de hacerla.
Otra receta lograda!!!!




Ingredientes:

El bizcocho
250 ml de cerveza Guinness
250 gr. de mantequilla
75 gr de cacao en polvo
400 gr de azúcar
250 gr. de harina
140 ml de nata para montar
2 cucharaditas y media de bicarbonato sódico o 1 sobre de levadura en polvo
2 huevos
1 cucharadita pequeña de vainilla

La crema o frosting
250 gr. de queso mascarpone
360 ml de nata para montar
150 gr. de azúcar glass



Atención, vamos a usar varios recipientes. 
1) En un cazo pondremos la cerveza con la mantequilla. Hervir unos minutos hasta que la 
mantequilla se derrita pero sin llegar a ebullición y reservar.
2) En un bol ponemos todos los ingredientes secos y los mezclamos. Reservamos.
(Harina, cacao, azúcar y bicarbonato o levadura)
3) En otro bol pondremos los ingredientes húmedos (huevos, la nata y la cucharadita de extracto de vainilla). Mezclamos bien y reservamos.
Ahora incorporamos a los ingredientes húmedos la mezcla liquida (cerveza y mantequilla), que habremos dejado atemperar ya que  no debe estar caliente.
Mezclamos bien todos los ingredientes, deben estar muy bien integrados.
Uniremos ambas mezclas poniendo poco a poco los líquidos a los ingredientes secos y batimos hasta que se mezclen totalmente sin que queden grumos.
Terminada de mezclar ponemos la masa en un recipiente de silicona para que no se pegue.
O en un recipiente desmoldable y engrasado, también podemos forrar el molde con papel vegetal. Lo ideal sería  de 24 cm, yo lo puse en uno de 26  cm y me ha quedado mas bajo el bizcocho.
Hornear a 180º unos 50 minutos. Precalentar el horno antes!!!!
Pasado ese tiempo pincharemos con un palillo largo para comprobar que esta hecho. Tener en cuenta que es un bizcocho húmedo, a lo mejor nos da la impresión que no esta hecho porque lo veamos  un poco crudo. El palillo tiene que salir seco. No se puede abrir el horno hasta pasados los 50 minutos.
Pasado el tiempo, sacamos el bizcocho y lo dejamos que se enfríe.
Mientras, preparamos la crema o frosting.
Mezclamos el queso con el azúcar hasta conseguir una crema suave.
Montamos la nata y la agregamos a la mezcla anterior.
Lo mezclamos bien y reservamos para el montaje.
Una vez que el bizcocho este frío, lo colocamos en el plato de presentación y vertemos el frosting por encima. Podéis esparcirlo con una pala de repostería. Si montáis demasiado la nata no caerá por los bordes y no se parecerá a la cerveza.

Que lo disfrutéis!!!!

ANN


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...